REVISTA DIGITAL DE PROMOCIÓN CULTURAL                     Director: René Avilés Fabila
19 | 09 | 2019
   

Confabulario

Poemas


Alejandra Craules Bretón

Danza
otra noche inquieta
con fondo acuoso
encontradas nuestras manos

Ofrenda
sueños descompuestos
soledades obligadas
angustia in crescendo

Incompatibilidad de espíritus
descontentas fantasías
azotadas de terror

Nombre trisílabo
denota incomprensión
Se escurre
por neuronas y hendiduras
filtrándose
en cuerpos de gatos rojos
incinerados a media noche
para cumplir la manda de la luna llena
Ahora sé es el final
o el inicio
qué más da

El inicio del caos
Todo era una mar de lodo
y su nombre era Caos
que significa confusión

Mitología griega

Casualidad oportuna
el hombre
el que pudo ser mi hombre
sale de la casa del pasado
que no es pasado
Ahí estoy
justo frente a él y ella
absorta
con las neuronas colapsadas
¡Mis sueños!
mis sueños se pintan
color moreno de tu traición
El dolo en tu voz
La burla en su mirada

Alejandra
estúpida mujercita de cabello rojo
soy el centro del circo negro
más cruento que el romano

Bifurcación
Caminas en línea recta
topas con el miedo
encubierto por la culpa

Doblas a la derecha
turbado te desvías
para ocultar tu indecisión

Entras a un pasillo oscuro
la mentira opaca la poca luz

Bifurcación
debes elegir entre dos pasajes
Ella Yo

Miedo
emigra al desierto
muere de sed

En aquel momento
él me invocará en su ahogo

No lo dudo
pedirá perdón

Cósmico
Deberías algún día
caminar cinco soles
y una nebulosa
perderte en el delirio de mi boca
Ven
recórreme ándame circúlame tómame
Ven
deshazte de recuerdos perniciosos
deja de aferrarte a tu historia
en la que me convertiste
en la maléfica
en la maquiavélica
en la calculadora mujer

Sabes bien
no lo soy

Sistemas opuestos
Mi cintura
enloquecida al tacto de tu aliento

Tus ojos
imantados por mis senos y nariz

Ya sé
ya perdí

Robado
Pronuncio tu nombre lento
como si al pronunciarlo
algo de tu esencia
brotara de sus letras
para asirla con mis manos
y adueñarme de ella

Laberinto número 16.5
Dame tu nombre un momento
lo repetiré hasta perderlo
Tu barba
también la quiero
que roce y goce
mis senos

Incredulidad
Nubes artificiales
carcomen el nuevo cielo

Dentro del laberinto
el sol no hiere
no ilumina
no existe

Las guardianas del caos
resguardan la salida

Sentada permanezco
al pie del astil sin bandera

El humo queda
sólo el humo de los dos

No hay suspiros de dioses
guerreros o sabios
no hay tu aliento
que desvaneció mi voluntad

Sólo un leve latido
despeja sueños tardíos
profesiones de amor dudosas

Creo
en lo que mis ojos enfermos ven

*Tomados del libro Laberintos y dragonerías de Alejandra Craules Bretón. Consejo Estatal para la Cultura y las Artes de Hidalgo. Pachuca, Hidalgo, 2010. 84 pp.